Las mujeres también padecen falta de deseo sexual

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 67

La disfunción sexual femenina puede ser perfectamente comparable al problema de la impotencia que sufren los hombres y, curiosamente, la incidencia entre las mujeres es mucho mayor
La disfunción sexual femenina (DSF) es el término con el que se conoce al trastorno caracterizado por el cambio significativo del comportamiento sexual habitual de la mujer, en el cual se produce una disminución o incluso la desaparición de los pensamientos o fantasías sexuales y se posponen o se evitan las relaciones. Se produce además, una incapacidad para poder disfrutar del sexo que acaba repercutiendo de forma negativa tanto en calidad de vida de la persona como en sus relaciones personales.

A lo largo de la vida, tanto hombres como mujeres, pasan por diferentes etapas en cuanto al deseo sexual, es habitual tener etapas de subidas y de bajadas en relación al interés hacia el sexo, estas fluctuaciones pueden venir condicionadas por múltiples aspectos como pueden ser problemas laborales, personales, etapas de cambios, situaciones de estrés o ansiedad, distímia, depresión, baja autoestima, etc. 
En este sentido es importante saber diferenciar si la etapa de escaso interés es algo transitorio o bien si éste se mantiene de una forma continuada en el tiempo. Es precisamente en este último caso cuando deberíamos comenzar a sospechar de la posible existencia del problema.

La disfunción sexual femenina puede ser perfectamente comparable al problema de la impotencia que sufren los hombres y, curiosamente, la incidencia entre las mujeres es mucho mayor, un 43% frente al 31% en los hombres.

Entonces, ¿cómo es que no se tiene constancia de la existencia y magnitud del problema? pues a pesar de la importancia de éste, son pocas las mujeres que se atreven a manifestarlo y buscar una solución, generalmente por pudor a hablar abiertamente de su vida sexual. Esto hará que decida ocultarlo pero con el tiempo acabará por producirle una insatisfacción tanto a nivel personal como social. En este sentido, y a diferencia de la mujer, el hombre sí que ha sabido enfrentarse al problema dejando a un lado el pudor para solicitar la ayuda necesaria y encontrar una posible solución su trastorno.

Una vez observado que el trastorno se mantiene en el tiempo y de que no se trata de algo pasajero, podemos disponer de varias alternativas terapéuticas. Una de ellas es el abordaje del problema a través de la fitoterapia, para ello se utilizarán determinadas plantas con capacidad para estimular sexualmente y de despertar la sensualidad, son las llamadas “plantas afrodisíacas”, es decir, plantas que invitan a la excitación e incremento del deseo sexual y la libido. En la actualidad, muchos de los medicamentos que se comercializan para tal fin se obtienen a partir de los principios activos que poseen estas plantas.

Como curiosidad diremos que la palabra “afrodisíaco” proviene de Afrodita, que era la diosa griega del amor y la fecundidad, no obstante el término también se ha utilizado para denominar a toda una serie de alimentos, bebidas, frutas y plantas con capacidad para influir en los sentidos aumentando la libido.

Para mantener una vida sexual sana y en plena forma lo primero que hay que hacer es mantener estilo de vida lo más sano posible, para conseguirlo se deberían seguir unas sencillas recomendaciones como son mantener una alimentación equilibrada en la que se incluya de todos los grupos de alimentos que componen la pirámide nutricional. La deficiencia de algún nutriente puede afectar de forma negativa a la salud y en consecuencia a la vida sexual, moderar o evitar el consumo de fritos y grasas, no fumar, no abusar del alcohol, hacer ejercicio de forma regular, mantener un peso adecuado, dormir las horas necesarias, evitar el estrés y mantener un estado de ánimo y pensamiento positivo. Por último, si se padece alguna enfermedad crónica como puede ser el caso de la diabetes o la hipertensión, mantener un buen control de la misma.

Veamos algunas de las plantas que se utilizan y que nos pueden ayudar:

Ginseng: es originario de las zonas de montañosas del este de Asia. Se utiliza en la medicina tradicional china donde es oficinal. Goza de larga tradición como afrodisíaco, es estimulante del sistema nervioso central y de la energía sexual. Está especialmente indicado cuando la disminución de la libido está causada por la ansiedad, estrés o depresión.

Damiana: una planta muy interesante. Originaria del Nuevo Mundo, se encuentra extendida desde el Sur del estado de Baja California hasta Sudamérica. Posee un efecto tónico estimulante del sistema nervioso central. Produce un incremento de las hormonas que intervienen en el acto sexual. Conocida por sus propiedades afrodisíacas desde los tiempos de los Maya, todavía hoy sigue siendo utilizada por las mujeres indígenas, que lo toman dos horas antes de tener relaciones.

Maca: es otra planta a tener en cuenta. Originaria de los Andes centrales del Perú, utilizada por las indígenas para aumentar el deseo y la fertilidad. Posee excelentes cualidades vigorizantes, es estimulante sexual y produce un incremento de la libido, la energía y la vitalidad. Mejora el comportamiento sexual en las mujeres en general y en especial en aquellas que toman antidepresivos o que están en la menopausia.

Jengibre: Utilizada para despertar el deseo, el jengibre es una planta originaria de la India y la China, reconocida como poderoso afrodisíaco desde hace miles de años. Posee propiedades incrementadoras del deseo sexual y la libido debido a su poder estimulante circulatorio que actúa como vigorizante del sistema genital. Asociado al Ginseng incrementa su eficacia como estimulante sexual.

Dong Quai: otra planta a tener en cuenta. Originaria de China es una de las plantas más populares en ese país, donde es considerado como el tónico principal de las mujeres. Sus efectos son similares al del ginseng, es revitalizante, combate la fatiga física y mental, incrementador de deseo sexual. El Dong Quai no es un estimulante sexual instantáneo, sino que sus efectos se manifiestan a largo plazo.


Guaraná: procedente de la selva de la cuenca superior del Amazona, el guaraná es una liana que recibe su nombre de los indios guaranís. Es utilizado por las tribus indígenas del Brasil. Posee propiedades tónicas y estimulantes físicas y sexuales. Destacamos su uso en épocas de agotamiento físico y mental donde la libido suele estar más decaída.

Aloe vera: planta conocida ya desde la antigüedad por sus innumerables propiedades. El aloe como bebida ayuda a vitalizar el cuerpo favoreciendo la actividad y la vitalidad haciendo aumentar el interés hacia el sexo cuando este está disminuido o ausente.


Estos son algunos de los muchos ejemplos de plantas con propiedades estimulantes sexuales y de la libido. Recomiendo consultar con un especialista antes de tomar cualquier planta. Pero al margen de la ayuda que nos brindan las plantas, deberemos poner también algo de nuestra parte para crear un clima favorecedor e ideal para ello. Por eso tenemos que usar un poco la imaginación, preparar una cena romántica, crear una atmósfera adecuada, unas velas y una música lenta y sensual, lo cual puede dar como resultado largas y agradables noches de pasión.


José Antonio Areste
Diplomado en enfermería y fitoterapia

 

Otros Artículos de Plantas que curan

Las mujeres también padecen falta de deseo sexual

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 67

La disfunción sexual femenina puede ser perfectamente comparable al problema de la impotencia que sufren los hombres y, curiosamente, la incidencia entre las mujeres es mucho mayor

Controla la diabetes con plantas medicinales

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 65

La diabetes es una enfermedad crónica caracterizada por un aumento de los niveles de glucosa en la sangre, que padecen cerca de 3 millones de personas en España. Es un problema de salud que no debemos dejar de lado, como se pone de manifiesto cada 14 de noviembre, en el Día Mundial de la Diabetes

Cola de caballo, una planta muy versátil

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 64

La cola de caballo es una de las especies vegetales más antiguas de la Tierra. Podemos encontrarla tanto en Europa como en América del Norte y Asia. En la actualidad, la cola de caballo es una de las plantas medicinales más consumidas en el mundo

Botiquín natural para un verano redondo

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 63

Llega el verano, y con él las tan deseadas vacaciones, en las que disfrutaremos de días plácidos de ocio y descanso. Para que nada nos amargue estas merecidas vacaciones, nada mejor que llevar con nosotros un pequeño botiquín natural que pueda ayudarnos con los inconvenientes típicos de la estación.

El resurgir de la salvia

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 62

Originaria del Mediterráneo, la salvia es la planta medicinal más cultivada en todo el mundo, por sus numerosos beneficios para la salud, especialmente cuando se combina con otras plantas para tratar ciertos problemas. Pero también es ampliamente conocida por su versatilidad en la cocina, al ser utilizada desde muy antiguo para aromatizar todo tipo de platos.

Cistitis, remedios naturales y eficaces

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 60

La cistitis es una inflamación de la vejiga. Esta enfermedad es común en las mujeres pero también puede sufrirla el hombre, sobre todo si tiene problemas de próstata

Castaño de Indias y Vid Roja, cómplices de la circulación

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 58

Existen enfermedades que aparecen con mayor frecuencia o se agravan en determinadas épocas del año: depresiones en primavera y otoño, procesos catarrales en invierno, alergias también en primavera, migrañas durante las tormentas eléctricas, etc. Nuestro organismo tampoco es ajeno a la llegada del calor, donde entre otras cosas, la pesadez de piernas, el edema de tobillos o el dolor provocado por varices, delatan el empeoramiento de nuestro sistema circulatorio venoso

Plasiflora, calma tu cuerpo y tu mente

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 58

También conocida como flor de la pasión, la pasiflora es uno de los mejores remedios contra todo tipo de estados de nerviosismo. Esta planta, originaria de Brasil y Perú, es rica en flavonoides, que ejercen un efecto calmante sobre el sistema nervioso, ayudando a reducir el estrés y la ansiedad y permitiendo un sueño reparador. Por eso, si las tensiones del trabajo, los problemas familiares o los contratiempos económicos te impiden mantener un equilibrio, la pasiflora es tu gran aliada

Diente de León, un soplo de salud

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 56

De pequeños, todos hemos cogido un Diente de León de algún jardín, para soplar sobre él y ver cómo sus diminutas hebras blancas se iban esparciendo por el aire. Pero lo que mucha gente no sabe es que esta planta tan divertida, también tiene propiedades beneficiosas para el organismo

Las migrañas que nos traen de cabeza

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 54

Se calcula que aproximadamente un 10% de la población sufre migrañas. Este mal, más frecuente en mujeres, puede verse aliviado, gracias a las diferentes posibilidades que la naturaleza nos ofrece, y sin tener que recurrir a los fármacos

Flores de Bach, el dominio de las emociones

Sección: Plantas que curan

Publicación: Revista nº 42

Esta serie de esencias naturales, descubiertas por Edward Bach entre los años 1926 y 1934, son utilizadas para tratar una multitud de estados de origen emocional. El sistema floral está compuesto por 38 remedios, realizados a partir de treinta y cuatro flores silvestres y tres de cultivo. El último de los preparados no se trata de una flor, sino que es sencillamente agua de manantial

 
© 2017 mi herbolario | Factor Ideas
Condiciones de uso | Política de privacidad | Política de cookies